En mi blog de Febrero 21, 2022

La historia de Alex Saab en Venezuela, 2010-2022

Por Gustavo Coronel


LAS DOS VERSIONES DE SU SAGA VENEZOLANA:

  1. SAAB EL CRIMINAL

CORTE DEL DISTRITO SUR DE FLORIDA, ESTADOS UNIDOS DE AMERICA

CASO CRIMINAL 19-CR-20450 SCOLA UNITED STATES OF AMERICA

Según los 15 documentos existentes en los tribunales estadounidenses Alex Saab es un ciudadano colombiano que está preso en los Estados Unidos por ladrón y por ser prófugo de un convenio de cooperación suscrito por él con las autoridades de ese país, en noviembre de 2018, convenio en el cual admite que, tanto él como su socio, Álvaro Pulido Vargas, habían entrado en un contrato con la república de Venezuela para construir casas para habitantes de bajos ingresos. Saab admitió, además, que al obtener este contrato había estructurado una red de cómplices en la aduana venezolana,  la Guardia nacional  y funcionarios del organismo llamado CAVIDI, a todos quienes sobornaba, a fin de  hacer aparecer una solitaria importación de materiales como si fuera múltiples importaciones, facturando de esta manera cargos cuantiosos inexistentes. Estos falsos pagos le dieron a Saab y sus cómplices una inmensa cantidad de dinero, sustraído a  la nación venezolana.

Saab llegó a Venezuela en 2010, de la mano de la también ciudadana colombiana Piedad Córdoba, quien lo presentó a Hugo Chávez, Nicolás Maduro, Diosdado Cabello y Tareck El Aissami. La Sra. Córdoba, según informes que están bajo investigación en Colombia,  reportados en la prensa de Colombia y Venezuela, tenía estrechas relaciones con el régimen chavista venezolano y con la guerrilla colombiana y actuaba en Venezuela para facilitar pagos del régimen  a algunos de sus contratistas, obteniendo por esta “facilitación” una comisión.

Los negocios de Saab en Venezuela comenzaron a ser investigados por las autoridades de USA debido a que dineros derivados de esas transacciones cambiaron de manos en territorio de los Estados Unidos.

En agosto de 2016 su esquema fue descubierto por las autoridades de USA  y ello llevó a una reunión de sus representantes legales con las autoridades de los Estados Unidos (FBI), en la cual se le informó a Saab que USA estaba en conocimiento de sus “negocios” con el régimen venezolano. Por ello, Saab se reunió de nuevo con funcionarios de USA en 2018 y admitió que había pagado sobornos a funcionarios venezolanos, incluyendo altos niveles de la burocracia chavista/madurista.  Ya para ese momento los negocios de Saab incluían la provisión de alimentos para Venezuela, los cuales eran comprados en el exterior y facturados a sobre precio al país. En esa reunión Saab firmó un convenio de cooperación con la DEA para suministrarles información sobre sus cómplices y para retribuir los dineros mal habidos hasta ese momento como producto de sus andanzas, incluyendo unos U.S. $12 millones de reciente movilización.

En abril, 2019, Saab – representado por sus abogados –  se reunió con funcionarios de la DEA (Departamento de Narcóticos) y del Departamento de Justicia de los Estados Unidos  y, en esa reunión, se le dio a Saab una fecha tope para entregarse a las autoridades de ese país. A fines de mayo 2019 las autoridades se convencieron de que Saab no se entregaría por lo cual en Julio de 2019 fue declarado prófugo.

Lo arriba descrito explica la razón por la cual Saab fue apresado en Cabo Verde. Era un prófugo de la justicia estadounidense, acusado de haberse robado más de U.S. 360 millones en Venezuela, dinero que manejaba parcialmente a través de bancos estadounidenses. De allí que la acusación formal en el Distrito Sur de Florida en contra de Saab habla de las siguientes sumas, sin prejuicio de otras que podrían aparecer después:

En inglés, del documento original de la acusación:

The property subject to forfeiture as a result of the alleged offenses includes, but is not limited to, the following: (i) a sum of approximately $350,041,500.00 in U.S. currency, which represents the amount of funds involved in the violations of Title 18, United States Code, Section 1956 alleged in this Indictment, and which may be sought as a forfeiture money judgment; (ii) approximately $3,225,593.90 in U.S. currency seized on or about August 20, 2018; (iii) approximately $30,000.00 in U.S. currency seized on or about August 21, 2018; (iv) approximately $3,313,757.69 in U.S. currency seized on or about September 24,2018; (v) approximately $3,138,844.70 in U.S. currency seized on or about November 5,2018;and (vi) approximately $2,942,501.37 in U.S. currency seized on or about February 13, 2019.

Es decir, más de U.S. 360 millones.

  1. SAAB EL HEROE

En contraste con la situación legal de Saab arriba descrita en base a los documentos existentes en el tribunal estadounidense, el régimen de Nicolás Maduro lo presenta como su representante diplomático, involucrado en misiones humanitarias. Dice así, en documento presentado ante el tribunal de La Florida que tramita el caso:

El Sr. Saab es un enviado especial de la república bolivariana de Venezuela, con amplios poderes de la república bolivariana de Venezuela para convenio en la procura de bienes y servicios para fines humanitarios, para programa\más de asistencia, particularmente alimentos,, maquinarias, equipos para la producción de alimentos, medicinas, materiales, suministros médicos,. Está autorizado para negociar con autoridades gubernamentales, instituciones y compañías públicas y privadas para encontrar soluciones a situaciones complejas que afectan a la república bolivariana de Venezuela desde las restricciones comerciales y financieras de 2015. 

En la prensa que simpatiza con el régimen, como es el caso de APORREA, abundan los artículos en los cuales se dice que la captura de Saab y su condición de delator ante las autoridades estadounidenses representa una “vulgar” maniobra del gobierno de ese país, empeñado en dañar la reputación de un héroe cívico chavista.

¿Quién es el verdadero Saab?

Les he presentado las dos caras de Alex Saab.

Una, la cara de un criminal, un despreciable ladrón, un traidor doble, ya que ha traicionado  a las autoridades de Estados Unidos y al régimen de Chávez y Maduro. Esa versión muestra la pudrición del régimen chavista venezolano y de sus cómplices en Colombia como Piedad Córdoba y sus amigos.

La otra, presenta la cara de un  buen samaritano quien, como dice Diosdado Cabello, nos hacía el bien y, como es lógico,  nos cobraba.

El tiempo dirá cuál es la cara verdadera del Sr. Saab. Nosotros tenemos nuestras sospechas.

Publicado por Gustavo Coronel

………

http://petroleumag.com/author/gustavo-coronel/