LXII Aniversario de la SVIP

Miércoles 9 de Diciembre del 2020

La Sociedad Venezolana de Ingenieros de Petróleo celebró los 62 años de su fundación, con una reunión virtual que reunió a un grupo de los más representativos de la casta de los petroleros venezolanos; quienes se dieron cita para recordar el pasado, vivir el presente y visualizar el futuro


 

La ocasión también fue propicia para escuchar las palabras de bienvenida de Enzo Betancourt, Presidente del Colegio de Ingenieros de Venezuela, CIV; el mensaje de Emilio Guerra, Presidente de la SVIP; ser testigos de la incorporación de Fernando Sánchez, un petrolero de destacada y aquilatada trayectoria, como Presidente Honorario se la SVIP y del otorgamiento de los Premios que tradicionalmente se entregan en esta fecha aniversaria; y, además, escuchar la conferencia del experto Pedro Castillo sobre el Estado del Avance del Plan Táctico Operacional de E & P de Venezuela.

…………….

PROGRAMA

10:00 a.m.      Presentación del Acto, bienvenida y moderación estuvo a cargo de, Gloria Piña, Secretaria de la SVIP; y Aminta Carrasquel

Miembros de la JDN SVIP, todos presentes en el acto: Emilio Guerra, Fernando Sánchez, . Rafael Pérez Alvarez, Luis Ferrer, Pedro Castillo, Aminta Carrasquel y Gloria Piña.

Sean todos bienvenidos a este Acto en celebración del Sexagésimo Segundo Aniversario de la fundación de la Sociedad Venezolana de Ingenieros de Petróleo, mejor conocida como la SVIP.

Dadas las circunstancias, en lugar de encontrarnos en el Auditorio del CIV como acostumbramos, estamos reunidos virtualmente y sumamente complacidos de contar con la presencia de los miembros de la Junta Directiva de la SVIP y la participación de Enzo Betancourt, Presidente del CIV. Especialmente complacidos por la presencia de los Homenajeados en esta ocasión, a quienes damos nuestra mas cordial bienvenida y nuestras más sinceras felicitaciones por tan merecidos reconocimientos.

10:15 a.m.       Palabras de Bienvenida a cargo del Ing. Enzo Betancourt, Presidente del CIV

10:30 a.m.       Mensaje del Ing. Emilio Guerra Sambrano, Presidente de la SVIP

10:45 a.m.       Incorporación del Ing. Fernando Sánchez como Presidente Honorario de la SVIP

11:00 a.m.       Premio Dr. Gumersindo Torres al Dr. Héctor Riquezes

11:15 a.m.        Premio Ing. Rubén Caro al Dr. Arnoldo José Gabaldón

11:30 a.m.       Premio Ing. Humberto Peñaloza a la Ing. Elizabeth Cruz y al Ing. Eduardo Betancourt

11:45 a.m.        Premio Ing. Arévalo Guzmán Reyes al Ing. Tomás Mata

12:00 m           Premio Ing. José Gregorio Páez a los Ing. Luis Andrés Rojas y Nelson Guerra Brito

12:15 p.m.       Status de los avances del Plan Táctico Operacional EYP, Ing. Pedro Castillo

12:30 p.m.      Clausura

…………

Palabras de Emilio Guerra

Ingeniero Enzo Betancourt, Presidente del CIV

Fernando Sánchez, a ser investido en este acto como Presidente Honorario de la SVIP

Queridos expresidentes de la SVIP

Queridos Miembros honorarios Eddie Ramírez, Vladimir Yackolev, Padre Albornoz, Carlos Delgado, Francisco Monaldi y Juan Fernández

Amigos del Capítulo Estudiantil SVIP de la UCV, nuestra generación de relevo

Amigos de la SPE, nuestra organización hermana

Amigos homenajeados y sus familiares

Distinguidos invitados

Al agradecerles a todos su presencia, en nombre de mis compañeros de equipo voy a referirme en primer lugar a nuestras raíces.

Hoy, 62 años después que nuestros pioneros pensaron y decidieron servir, servir a nuestros miembros y a la sociedad estamos reunidos para un acto de múltiples propósitos.

Uno de esos propósitos es el justo y merecido reconocimiento a nuestros distinguidos homenajeados. Y nos da mucho orgullo que hoy nos acompañen en la entrega de los premios, descendientes de pioneros como Gumersindo Torres y de nuestros ex presidentes honorarios Arévalo Guzmán Reyes, Humberto Peñaloza, Rubén Caro y José Gregorio Páez.

También es menester hacer un reconocimiento a tantos y abnegados miembros de la SVIP, gracias a lo cual hemos transitado estos 62 años. Rendimos homenaje a los que están descansando en los brazos del señor a los que nos acompañan hoy, con muchos de los cuales, al igual que seguramente muchos de ustedes también por esta hermandad que nos une a todos: Juan Jones Parra hijo (Jurado de mi tesis de grado), presidente fundador, Raimundo Molina, Francisco Prieto Willson, Edmundo Ojeda, José Gregorio Paez (ex presidente honorario), Luis Plaz Bruzual, José Domingo Casanova, Benito Luongo (mi querido ex jefe), Jorge García Yúnez (cuyo hijo nos sigue acompañando en actos como éste), Arévalo Guzmán Reyes y Rubén Caro (mis queridos profesores de Perforación y de Ingeniería de Gas, respectivamente), Ulises Ramirez, Rafael Sandrea, Richard Corrie (mi querido tutor de tesis), Aquiles Fernández, Hernán Ortega (siempre solidario y apoyando nuestra labor), Giovanni Da Prat, Horacio Medina (incondicional siempre apoyando y amando a la SVIP), Pedro Pacheco (nuestro querido Cronista), Fernando Sánchez (a quien nos referiremos mas adelante) y Lindolfo León, mi querido más inmediato antecesor y gran conductor de nuestra organización.

Nos llena de regocijo el reconocimiento que hoy estamos haciendo a este distinguido grupo de venezolanos, quienes han sido componentes destacadísimos de nuestro país y han contribuido significativamente con su progreso

Por ello, hoy estamos de júbilo interno. Nos llena de regocijo el reconocimiento que hoy estamos haciendo a este distinguido grupo de venezolanos, quienes han sido componentes destacadísimos de nuestro país y han contribuido significativamente con su progreso. Vaya hacia ellos nuestro afecto y con toda seguridad seguirán siendo ductores en esta tarea que tenemos por delante de construir una Venezuela cada día mejor.

La fuerza que nos da este júbilo por nuestro aniversario, la energía que emana de este querido grupo de amigos que hoy nos acompaña, queremos usarlo como palanca para una segunda reflexión que comparto con ustedes.

Y es acerca de nuestros compromisos. Y estos compromisos van concatenados con la responsabilidad histórica que nos ha tocado vivir en esta época, en esta Venezuela.

En esta Venezuela donde, dentro de la dramática crisis económica, social y política que todos sufrimos, es evidente el pronunciado deterioro que ha sufrido la industria petrolera nacional, deterioro éste caracterizado por una disminución dramática de la producción, un parque refinador en situación extremadamente crítica y con múltiples accidentes en sus instalaciones, un desmedido aumento del personal haciendo labores ajenas a una sana operación de la empresa, la paralización de las actividades de investigación y de adiestramiento, la venta de importantes activos estratégicos ubicados en el exterior y una situación financiera sumamente comprometida y con altos niveles de endeudamiento. En fin, tenemos una industria petrolera sumida en una crisis muy profunda.

Esta desastrosa situación me da pie para una tercera reflexión y tiene que ver con el accionar.

Hemos hecho equipo con un calificado grupo de exdirectivos petroleros y con 8 organizaciones de excelencia, con nuestras queridas organizaciones hermanas: la Academia de la Ingeniería y el Hábitat, la AVIEM (Sociedad Venezolana de Ingeniería Eléctrica y Mecánica), Cedice Libertad, el Centro de Orientación Energética (COENER), Gente del Petróleo, Grupo Orinoco y Unapetrol y hemos trabajado consensuadamente para construir propuesta para la recuperación de la industria petrolera. Ya nuestro querido amigo Pedro Castillo nos pondrá al día con los últimos avances en este sentido.

Y una última reflexión tiene que ver con la esperanza, con los sueños. con lo que nos merecemos.

Los invito a que soñemos con una Venezuela en la que todos nos convirtamos en actores de nuestro destino

Los invito a que soñemos con una Venezuela en la que todos nos convirtamos en actores de nuestro destino.

Como orientadores, acompañemos a Martin Luther King cuando dijo:

-Cava un túnel de esperanza a través de una montaña oscura de desesperanza.

Todos los aquí presentes tenemos la responsabilidad de pregonar los sueños, trabajar el accionar e inspirar para que este país se mueva hacia una nueva luz y me despido con la convicción que un día, más pronto que tarde, recordaremos, EN DEMOCRACIA,este día con regocijo y satisfacción.

…………

Fernando Sánchez

Tomando textualmente la semblanza que Martín Carrizo esbozó con motivo de otorgarle a Fernando el Premio Honorífico Gumersindo Torres, máximo galardón que otorga la SVIP, en Agosto del 2011; el presidente de la SVIP hizo una semblanza de Fernando Sánchez:

Fernando Sánchez acompañado de otro pilar fundamental de la Svip. Lindolfo “Ofito” León

Hay tantas cosas que decir de Fernando Sánchez y quizás, yo sea el menos apropiado para contarlas, pero si conozco algunas de ellas y comenzare diciendo que:

Lo vi por primera vez en el barrio El Saladillo, de Maracaibo, cerca de la Placita del Obrero. Era un joven con andar de paso seguro, como si estuviera consciente de su futuro, yo iba con mi compañero del primer año de Ingeniería de Petróleo, Lino Chacín; y Lino me comenta, con aire de respeto: ese que va allí es Fernando Sánchez, uno de los mejores estudiantes de Petróleo de la Facultad. Su figura me quedó grabada, portaba como todo estudiante de ingeniería de la época, su instrumento esencial, una regla de cálculo de las grandotas. Era el año 1964, la época del surgimiento de esas juventudes pujantes, inscritas ya en el porvenir del país y en su gran desarrollo.

Fernando culmina sus estudios de Ingeniería en 1965 y como la mayoría de los graduados de petróleo de LUZ de ese entonces, sus primeras experiencias profesionales, las obtiene del Lago de Maracaibo; con la empresa Sun Oil, donde dio esos primeros pasos profesionales.

Pasado un tiempo le volví a ver, ya más de cerca, en medio de las transformaciones que signaron a la industria petrolera nacional luego de la Nacionalización. Era el 1979, año de la mayor integración de las empresas, para constituir las grandes filiales de PDVSA.

Fernando se integra a Corpoven como Gerente de Operaciones de la División Occidental en Maracaibo. La integración era un proceso necesario y difícil; había que cumplir con la propuesta de reducir redundancias, integrar las distintas operaciones, pero sobre todo manejar inteligentemente el recurso humano de variada cultura empresarial. Eran tiempos de verdaderos Gerentes, allí vi aflorar esa condición excepcional de Fernando, primero en la Gerencia de Operaciones y luego, al poco tiempo, en la Gerencia de la División Occidental de Corpoven.

¿Pero que atributos podía tener alguien que había ascendido, tan rápidamente en un área tan competitiva como lo ha sido la industria petrolera?, y ¿que tan buen sentido de dirección podía tener para haber logrado con gran éxito algo que costó mucho en otras Divisiones y en otras filiales, como fue la integración de las diferentes empresas?

Ya para entonces, no obstante el limitado contacto que imponían las circunstancias, pude distinguir en el a una persona, cuyas cualidades le mostraban como alguien que impactaba por su manera de gerenciar. Se le apreciaba como una persona de mente muy organizada, con un firme liderazgo, muy intuitiva, de mano férrea y dura en ocasiones, pero de trato sincero y afable que inspiraba respeto y confianza. Cuando era necesario, tenía su mano extendida ofrecida para brindarte apoyo.

Fernando tiene una capacidad de trabajo increíble, siempre esta pendiente y al tanto de todas las actividades del trabajo y del diario vivir, aún de los detalles más pequeños, y todo lo resuelve y completa.

Fernando ha sido uno de los profesionales venezolanos de más rápido ascenso en la industria petrolera, pre y post nacionalización, un modelo de principios y valores que han signado, su camino de éxitos profesionales

Fernando ha sido uno de los profesionales venezolanos de más rápido ascenso en la industria petrolera, pre y post nacionalización, un modelo de principios y valores que han signado, su camino de éxitos profesionales. Sus habilidades se han puesto al servicio de la industria   sin reparos a las circunstancias. Después de la integración final de la industria en 1999, y con el cambio de régimen, se produjeron, por diversas circunstancias, salidas masivas de personal y situaciones tensas y conflictivas que Fernando supo manejar con gran tacto desde su posición de Vicepresidente de Recursos Humanos de PDVSA, hasta su jubilación a finales de 1999, cuando, el también, pese a sus habilidades y experiencia tuvo que salir de la industria.

En estos últimos siete años dedicados al rescate y fortalecimiento de la Sociedad Venezolana de Ingenieros de Petróleo, he apreciado muy de cerca otras tantas cualidades excepcionales de Fernando, para el la amistad es algo sagrado y a la que dedica gran parte de su tiempo, no hay día en el que no contacte a sus tantas amistades para saber de ellos. Su dedicación al prójimo le ha llevado a ser un permanente apoyo a instituciones y personas, a quienes sin ningún reparo les brinda toda su ayuda. Fe y Alegría es una de esas instituciones a la que por varias décadas lea ha brindado su apoyo incondicional desde la Directiva Nacional.

En estos tiempos tan duros para el país y para sus instituciones, tiempos en los que se han mermado grandemente las esperanzas y se acrecienta la desidia y el desencanto, Fernando Sánchez ha logrado mantener en buen funcionamiento, sin lugar a dudas, instituciones como Fe y Alegría, la SVIP y la Fundación Rolando López Ciprini, la cual fue creada para ayudar a colegas con problemas de salud y conceder becas a estudiantes de Ingeniería de Petróleo de bajos recursos económicos. De esta última es su fundador y principal mentor.

Fernando ha complementado su vida con una gran mujer. Jo Alice su amada esposa, con quien ha constituido una hermosa familia que le ha tributado con sus últimos amores, sus nietos, su descendencia.

Pero hay otros rasgos que destacan en su vida y que le proporcionan verdadero placer, disfruta grandemente de la música, sobretodo la música zuliana, hay que oírlo entonar un vals zuliano, una danza, una gaita, hay que verlo como se deleita tocando su cuatro. De una gran fe católica, desde joven se ha integrado a muchas actividades, amante del deporte y siempre preocupado por la ayuda a los niños y jóvenes del país, llegó a ser durante algunos años directivo del béisbol de las pequeñas ligas específicamente de los Criollitos de Venezuela. Pero principalmente su interés por ayudar a estos niños y jóvenes necesitados, le ha llevado a mantenerse por años en la directiva de Fe y Alegría, siendo su Vicepresidente casi que permanente.

Esa es esta persona, el Ingeniero Fernando Sánchez, quién hoy recibe este muy merecido reconocimiento como nuestro querido Presidente Honorario.

…………

Héctor Riquezes, Premio Gumersindo Torres

Gumercindo Torres

Gumercindo Torres, fue un Médico y político, jugó un papel fundamental en la redacción y promulgación de la primera Ley de Hidrocarburos de Venezuela. Natural del estado Falcón, obtuvo allí el título de bachiller en filosofía (1892). Luego se trasladó a Caracas para estudiar medicina en la Universidad Central de Venezuela, graduándose como Doctor en Ciencias Médicas en 1897. De regreso a su ciudad natal, se dedicó a ejercer su profesión.

En septiembre de 1917, durante el gobierno de Juan Vicente Gómez, asumió funciones como ministro de Fomento. Al frente de esta cartera ministerial, lanzó la tesis según la cual no debía seguirse otorgando derechos de explotación del petróleo sin programación y objetivos definidos. En 1918 refrendó la Ley de Minas, y al poco tiempo incorporó las primeras referencias a medidas de conservación de los yacimientos descubiertos. Dos años después, el Congreso promulgó, bajo su asesoría, la primera Ley de Hidrocarburos que aumentó las rentas superficiales y permitía a los propietarios obtener concesiones, e incrementó el área de las reservas nacionales.

Asimismo, al frente de este ministerio estableció el Servicio Técnico de Hidrocarburos en julio de 1930, y promulgó el reglamento de la ley de hidrocarburos de 1928, cuyos fundamentos técnicos habían sido puestos en duda por las empresas extranjeras.

Héctor Riquezes

Héctor J. Riquezes Se desempeñó en la Industria Petrolera Venezolana durante 42 años en niveles de analista, supervisor, gerente y director, en las áreas de Recursos Humanos, Finanzas, Tesorería, Organización y Procesos Administrativos. Su carrera en la Industria Petrolera incluyó asignaciones en operaciones de refinación, producción y administración, Fue fundador del Centro de Entrenamiento Petrolero (CEPET), universidad corporativa encargada de formar profesionales, técnicos y obreros especializados para la Industria Petrolera Venezolana.     Por diez años fue miembro de la junta directiva de la casa matriz, Petróleos de Venezuela(PDVSA) y previo a ello, fue miembro de la junta directiva de una filial petrolera, de la filial petroquímica, de la filial de investigación y de la filial de formación profesional. En 1989 fue asignado temporalmente al   Instituto Nacional de Cooperación Educativa (INCE) para presidir su reorganización y descentralización. Es director de varias empresas privadas y miembro del consejo consultivo de la Universidad Monteávila de Caracas

Fue presidente de la Asociación Venezolana de Ejecutivos (AVE) y de la Asociación Nacional de Relaciones Industriales (ANRI). Es autor del libro “La Forja de un Gerente Petrolero” (Ediciones IESA), conferencista invitado de varios institutos nacionales e internacionales de educación superior y autor de artículos periodísticos sobre el campo gerencial y de recursos humanos. Desde su jubilación de PDVSA en 1994, Riquezes se ha desempeñado como consultor gerencial. Es Economista graduado en la Universidad Duke en Carolina del Norte. (EEUU).

Semblanza de Héctor Riquezes

Estando yo asignado al Ministerio de Fomento, pedí ser el representante de dicho ministerio ante el INCE, presidido entonces por el Dr. Riquezes. Allí estuve casi 2 años como miembro de su Junta Directiva. Allí aprecié los dotes gerenciales y humanos del Dr. Riquezes, quien magistralmente armonizaba esa difícil tarea de modernizar el instituto y de conciliar los intereses estado-trabajadores-empresa privada.. Tuve la fortuna de ser invitado a ser miembro del Comité de Contraloría, que reportaba directamente al Dr. Riquezes y muchas fueron las veces que quedaba admirado por el tino con el cual el Dr. Riquezes resolvía situaciones complicadas gerenciales y políticas. Ese servicio público y lo que seguramente nos contará ahora sobre el recurso humano para la recuperación de nuestra industria petrolera muestra su gran sensibilidad y vocación de servicio. Emilio Guerra

Palabras de Héctor Riquezes

Quizás no exista en Venezuela una institución más indicada que la SOCIEDAD VENEZOLANA DE INGENIEROS DE PETROLEO para promover el traspaso a una nueva generación de venezolanos toda la experiencia acumulada en un grupo de ciudadanos que dedicaron toda su vida profesional a la construcción y desarrollo de nuestra primera industria nacional

Han transcurrido 20 años de franco retroceso de nuestra Industria Petrolera y Petroquímica, con poquísima formación de nuevos profesionales. En ese periodo la industria petrolera mundial ha sido objeto de grandes avances tecnológicos

Han transcurrido 20 años de franco retroceso de nuestra Industria Petrolera y Petroquímica, con poquísima formación de nuevos profesionales. En ese periodo la industria petrolera mundial ha sido objeto de grandes avances tecnológicos. Tal desencuentro ofrece la oportunidad de un nuevo comienzo a nuestra Industria de los Hidrocarburos, pero esa oportunidad es solo aprovechable combinando nuevos talentos con esa experiencia venezolana acumulada. La SVIP está llamada a liderar ese traspaso del testigo.

La buena noticia es que tenemos en VENAMERICA las hojas curriculares de 450 veteranos venezolanos que ocuparon posiciones ejecutivas en la PDVSA meritocrática y con experiencia en todas las funciones de la cadena de valor, quienes han manifestado su disposición a colaborar en ese traspaso del testigo. Hay recursos humanos para la transición.

Mi sincero agradecimiento a la Junta Directiva de la SOCIEDAD VENEZOLANA DE INGENIEROS DE PETROLEO por honrarme con el premio Dr. Gumersindo Torres. Pueden estar seguros que entiendo,aprecio y valoro su profundo significado. Dic. 9,2020.

…………

Arnoldo Gabladón, Premio Rubén Caro

Rubén Caro, en compañía de la arquitecto Matilde Requena, funcionaria del CIV

Rubén Caro, en compañía de la arquitecto Matilde Requena, funcionaria del CIV

En la SVIP nos sentimos muy complacidos en presentarle este merecido premio el cual otorgamos por primera vez y cuyo objetivo es distinguir y estimular a los profesionales relacionados con aspectos ambientales , con la actividad gasífera y con otras novedosas energías ,en reconocimiento de sus logros científicos y tecnológicos y sus aportes y contribuciones en la divulgación de los conocimientos y experiencias profesionales.

Semblanza de Arnoldo José Gabladón

Arnoldo José Gabaldón

Desde siempre he admirado al Dr. Gabaldón. Desde que fue el primer ministro del ambiente, precursor en estos asuntos de sostenibilidad, que vió esto mucho antes que muchos, hasta que presidió la Copre, gran organismo descentralizador y democratizados del poder. En estos últimos años he palpado además su gran amor por el país a través del grupo Orinoco, con quien hemos interactuado en la construcción de una propuesta para la recuperación de nuestra industria petrolera y petroquímica. Es mucho lo que tenemos por delante y en el Dr. Gabaldón tenemos talento para tener un mejor país.

…………

Elizabeth Cruz y Eduardo Betancourt, Premio Humberto Peñaloza

Humberto Peñaloza

El ingeniero Humberto Peñaloza Cadet, ha sido el mas universal de los ingenieros petroleros del país. Fue integrante de la primera promoción de ingenieros de petróleo de la UCV (1948). Ocupó importantes posiciones en el Ministerio de Minas e Hidrocarburos , Petróleos de Venezuela y la Organización de Países Exportadores de Petróleo.

Publicó numerosos artículos sobre economía y política petrolera , energía y desarrollo nacional y dedicó gran parte de su tiempo a la enseñanza superior en varias universidades nacionales, donde fue un incansable impulsor de conceptos y propuestas para la aplicación de principios y valores éticos y morales en las actividades profesionales y en el ejercicio de la ingeniería en particular..

El Dr. Peñaloza solía decir : “No basta que el ingeniero conozca a fondo su ciencia y la sepa aplicar. Se requiere que lo haga respetando los principios éticos y morales¨´. Esa debe ser nuestra contribución al gran objetivo nacional de construir una sociedad mas justa,, consciente y responsable de sus obligaciones y orientada a mejorar la calidad de vida de todos los ciudadanos”

Humberto Peñaloza fue fundador de la Petrolera Mito Juan, La Emisora Cultural de Caracas y La Cámara Petrolera de Venezuela

Elizabeth Cruz

Elizabeth Cruz

De Elizabeth puedo decir que ha sido pieza fundamental en la construcción de nuestras propuestas para la recuperación de nuestra industria petrolera y petroquímica. Elizabeth combina magistralmente su visión conceptual de sus propuestas con su aplicación práctica por su gran capacidad de trabajo. Las grandes cualidades iniciativas de Elizabeth, con total seguridad, serán un bastión indispensable para la tan ansiada recuperación de nuestra querida industria petrolera y petroquímica. El talento, sus convicciones y su gran capacidad de comunicar claramente sus puntos de vista son, sin duda, elementos que serán utilísimos en las etapas que, mas temprano que tarde, viviremos en nuestra tan ansiada democracia. Emilio Guerra

Eduardo Betancourt

Eduardo Betancourt

A mi querido Eduardo lo conocí en el piso 9 de Maraven a finales de los 70 cuando él trabajaba en la gerencia de economía y planificación de EYP. Yo, recién graduado, pude ver con claridad el talento de Eduardo. Unos cuantos años después nos hemos reencontrado en esta motivante tarea de la recuperación de la industria petrolera y petroquímica. Eduardo, siempre pedagógico y con los pies en la tierra, nos ha dado un soporte indiscutible para la construcción de nuestros trabajos y siempre con la mejor disposición. La labor difusora que actualmente Eduardo desempeña es un claro indicio de su talante democrático y de su deseo porque tengamos pronto un país encaminado hacia el progreso y el bienestar. Emilio Guerra

…………

Tomás Mata, Premio Arévalo Guzmán Reyes

Arévalo Guzmán Reyes Blanchard

El Ing. Arévalo Guzmán Reyes Blanchard, expresidente de la SVIP fue uno de los grandes artífices en la formulación de políticas conservacionistas de los recursos nacionales de hidrocarburos, que derivaron en la realización de investigaciones y desarrollos tecnológicos, para un mejor aprovechamiento de dichos recursos.

La SVIP instituyó, este Premio para honrar su memoria y con el propósito de Distinguir y estimular a los profesionales relacionados con la actividad petrolera del país, en reconocimiento de sus logros científicos y/o tecnológicos y sus aportes y contribuciones en la divulgación de los conocimientos y experiencias profesionales propias.

Tomás Mata

Tomás Mata

A Tomás lo conozco desde nuestros inicios en Lagunillas a principios de los 80, cuando claramente pude apreciar su gran capacidad técnica y gerencial. Ello lo ha llevado a ocupar las posiciones que Gloria acaba de señalar. En lo personal he interactuado muchísimo con Tomás y doy fe de su calidad humana y de su genuino interés por la gente. En los últimos años coincidimos en la Abu Dhabi Oil Company y el talento gerencial y humano de Tomás de nuevo sobresalió. El aporte que Tomás le está dando ahora al Plan País para la reconstrucción de nuestra querida industria petrolera y petroquímica será fundamente para su recuperación y espero que pronto celebremos ese día. Emilio Guerra

…………

Nelson Guerra y Luis Andrés Rojas, Premio José Gregorio Páez

José Gregorio Páez, El Goyo Páez, Ex Presidente y gran impulsor de la SVIP,  en su memoria se instituyó este Premio, con el propósito de Reconocer y exaltar mediante esta distinción, el apoyo a las actividades institucionales y gremiales desarrolladas por la SVIP en el cumplimiento de sus objetivos, brindado por sus miembros, por personas relacionadas o por instituciones, tanto en el país como en el exterior.

También se reconoce mediante esta distinción, el apoyo y dedicación a las actividades técnicas y profesionales desarrolladas por la SVIP en el área de los hidrocarburos, brindado tanto por sus miembros como por otras personas relacionadas o por instituciones, bien sea en el país como en el exterior.

Nelson Guerra

Nelson Guerra

A Nelson lo conocí luego de la integración y desde entonces he percibido su huella solidaria con las buenas y grandes causas. Nelson ha sido un gremialista ejemplar, tanto en su Oriente natal como desde Caracas. Una de las grandes realizaciones de Nelson con la SVIP ha sido su capacidad de convocatoria con nuestra gente de la Escuela de Petróleo de la UDO, coordinando el re-inicio de la SVIP Oriente, con un encuentro super exitoso. Nelson no se queda solo en la SVIP, Nelson es un gran colaborador de las actividades gremiales del Colegio y ha sido siempre reconocido por esta destacada labor. Emilio Guerra

Luis Andrés Rojas (Ausente)

A Luis Andrés lo conozco desde la Escuela de Petróleo de la UCV. Luis Andrés ha sido siempre un líder, siendo en esa época representante estudiantil ante su consejo Universitario. Además de su trayectoria profesional descrita por Gloria, debo significar el gran talento humano de Luis Andrés y su gran capacidad de comunicar y de integrar a su gente. Luis Andrés es un hombre agradecido lo cual se ha manifestado en siempre estar pendiente y apoyando a las organizaciones a las cuales pertenecen, como la SVIP y ha sido un decisivo apoyo a la mejora de la infraestructura de la Escuela de Petróleo UCV. En los últimos años Luis Andrés sigue demostrando su amor por nuestra querida industria petrolera y petroquímica. Emilio Guerra

…………

Pedro Castillo

Emilio Guerra, Enzo Betancourt, Lindolfo León y Pedro Castillo

“Status de los Avances del Plan Táctico Operacional de Exploración y Producción”, expuesto por Pedro Castillo, fue el cierre con broche de oro de la reunión con motivo de la celebracián del LXII Aniversario de la fundación de la SVIP.

Padro es ingeniero de Petróleo, graduado en la Universidad de Missouri-Rolla. Tiene una dilatada experiencia de perforación y producción en todas las áreas de operaciones de Venezuela.

Trabajó con el Ministerio de Minas e Hidrocarburos, Texaco, Amoco, Lagoven, Maraven, Pequiven y el Sector Privado. Fue miembro activo del Task Force de Maraven en la fase de exploración y evaluación del área de Zuata de la Faja Petrolífera del Orinoco. Luego Sincor y Petrozuata.

Experiencia en Mercadeo Interno en los Distritos Metropolitano y Central de Maraven. Gerente de Desarrollo Integral en el Complejo Jose de Pequiven. Desde 1994 dedicado a trabajos de Consultoría en Proyectos de Evaluación de Campos Petroleros en Venezuela y fuera de ella. Profesor de Producción de Petróleo en la UCV, así como Charlista en Escuela de Petróleo

Actualmente es Presidente de la empresa Total Combustión, S.A, dedicada a proyectos de Evaluación de Campos Petroleros y Estudios Integrados.

Miembro del Colegio de Ingenieros de Venezuela, de la Directiva de la Sociedad Venezolana de Ingenieros de Petróleo y de la SPE.

Sintetizamos en dos láminas su conferencia.